Afortunadamente hay aceites esenciales para el acné, y además los aceites vegetales también pueden ayudar a tratar el acné de manera natural, ya que tienen varias características importantes como la regulación sebácea, la acción antiséptica (para evitar infecciones) y la regeneración celular (para los granitos y pieles con marcas) que pueden ayudar muchísimo a la piel.

Pero veamos qué es el acné:

El sebo es una sustancia aceitosa, que es secretada por las glándulas sebáceas. La sobreproducción de sebo en el interior de los poros de la piel y alrededor de los folículos pilosos, conduce al crecimiento de bacterias. Esta bacteria causa la infección, y resulta en la formación de espinillas o puntos negros, que son un síntoma del acné. Las causas del acné son variadas y diversas: durante la adolescencia debido a trastornos hormonales, deficiencias en la dieta, el uso de los cosméticos, la depuración irregular de la piel, el estrés, la menstruación, etc…

Los mejores aceites vegetales para pieles con acné:

Los aceites vegetales provienen de las semillas de ciertos frutos oleaginosos. Tienen textura aceitosa pero no dejan la piel grasa, sino que simplemente la hidratan y la nutren en profundidad. Para utilizarlos simplemente hay que aplicarlos en la piel como si fuese una crema, tonificando antes con un hidrolato natural.

Aceite vegetal de Jojoba – Antioxidante

El aceite vegetal de jojoba es uno de los más recomendados como base para elaborar mezclas de aceites vegetales y esenciales para pieles grasas o acné porque es un aceite que se absorbe rápidamente (incluso en verano) y no es nada untuoso. Además, es un gran antioxidante que estira la caducidad de otros aceites menos resistentes a la oxidación.

También regula la producción de grasa en la piel, posee una gran riqueza de vitaminas y minerales (con lo que proporciona a la piel nutrientes naturales que estimulan sus defensas) y tiene excelentes cualidades regeneradoras.

Aceite Vegetal de Rosa Mosqueta – Regenerador

El aceite de rosa mosqueta es un gran regenerador (arrugas, manchas, heridas y cicatrices…), que ayuda en la reparación de marcas dejadas por acné, hidrata en profundidad y aporta una notable cantidad de nutrientes naturales: sobre todo vitamina A y Vitamina C y ácidos gamma linoléico y transretinoico.

Aceite Vegetal de Caléndula – Calmante

El aceite vegetal de caléndula destaca por su efecto antiinflamatorio y calmante. Es un aceite indicado en casos en los que el acné es doloroso o existe inflamación, ya que se trata de uno de los aceites vegetales más calmantes con propiedades analgésicas (suave), cicatrizantes y regeneradoras de la piel.

Aceite Vegetal de Neem – Terapéutico

El aceite de neem se utiliza tradicionalmente para el tratamiento de afecciones de la piel, no solo acné, sino también dermatitis, irritaciones, infecciones, etc. Es un buen antiséptico natural, es ideal para las infecciones producidas en los granitos, y antibacteriano. Además, se absorbe rápidamente y no deja sensación untuosa.

Lo malo es que tiene un olor bastante desagradable, pero no dejes que eso te impida usarlo, ya que es muy eficaz.

Aceites esenciales para el tratamiento de pieles con acné

Aceite Esencial de Árbol del Té – Antiséptico Natural

Su principal uso es como antiséptico. Se utiliza, sobre todo, en caso de piel infectada (herpes, bacterias, heridas, granitos). Cuando sale un granito se puede aplicar directamente en la piel durante unos días hasta que se seque.

Aceite esencial de Lavanda – Regenerador

Tiene una gran capacidad para regenerar la piel y es un gran hidratante. Al igual que el árbol del té, se puede utilizar directamente en la piel, sin diluir.

Aceite esencial de Tomillo – Desinfectante Natural

El aceite esencial de tomillo es uno de los aceites esenciales más indicados en caso de sufrir acné ya que es un poderoso desinfectante natural y tiene actividad antiséptica, al igual que el árbol del té. Además tiene un efecto astringente perfecto para pieles grasas.

Aceite esencial de Geranio – Regulador de la grasa

Es apto para todo tipo de pieles y proporciona luminosidad y tersura en la piel.

En el caso de pieles con acné se utiliza porque regula la producción de sebo en la piel, es un gran regenerador.

Aceite esencial de Limón – Astringente

El aceite esencial de limón, así como el propio limón, se ha utilizado tradicionalmente en tratamientos de belleza para pieles grasas o con acné por su gran poder astringente. Al igual que el geranio, regula la producción de grasa en la piel y es un buen desinfectante natural para los granitos. También ayuda a disminuir las heridas antiguas de acné y a dar brillo al rostro.

Como el limón es fotosensible, eliminar de la mezcla en los meses en los que el sol es más fuerte para evitar manchas en la piel o aplicar solo por la noche.

Aceite esencial de Manzanilla – Antiinflamatorio

Junto con la lavanda y el árbol del té, el aceite esencial de manzanilla es otro de los aceites esenciales que puede aplicarse en la piel sin diluir, y también es una de las opciones más indicadas en el tratamiento de pieles con acné o pieles sensibles.

La manzanilla tiene un gran poder antiinflamatorio y calmante de las zonas irritadas o áreas con acné doloridas e inflamadas.

Aceites esencial de incienso – Lo tiene todo

Ayuda a la regeneración celular, controla la producción de sebo en la piel grasa, es antiinflamtorio, astringente y además, ayuda a eliminar las cicatrices que puede producir el acné.

Mezcla de aceites esenciales Purificación (Purification)

Esta mezcla de aceites esenciales está compuesta por citronela, lavandín, árbol de té, romero, lemongrass y mirto.

Es ideal para tratar el acné porque lucha contra las bacterias y ayuda a que no salgan más granitos.

Aquí te dejo un ejemplo de preparación para el acné que puedes preparar en casa:

En un bote de cristal de 50 ml mezclar

. 25 ml de aceite vegetal de jojoba

. 25 ml de aceite vegetal de rosa mosqueta

. 10 gotas de aceite esencial de árbol de té

. 10 gotas de la mezcla Purificación (Purification)

. 5 gotas de aceite esencial de lavanda

. 5 gotas de aceite esencial de incienso

Aplicar por la mañana y por la noche.

Los primeros días probablemente se pase por una fase de desintoxicación por lo que pueden salir muchos más granitos.

Cuéntame qué te funciona a ti para tratar tu acné.

Si deseas adquirir tus productos de Young Living puedes abrir tu propia cuenta con un 24% de descuento aquí.

Pin It on Pinterest

Share This